¿Cómo se tramita un divorcio en España?

Hablar sobre cómo se tramita un divorcio puede llegar a ser una de las decisiones más difíciles que puedan llegarse a vivir en un matrimonio, pero sin duda alguna, puede también significar el reencuentro con la paz que habías perdido, así como una nueva oportunidad.

como se tramita un divorcio

A pesar de que en España se ha llegado a descender un 2,8% los divorcios efectuados, no deja de ser una realidad que se experimenta en las distintas casas de las familias españolas.

En el día a día se llegan a escuchar distintos casos sobre cómo se tramita un divorcio, mayormente entre nuestros conocidos, y aunque sea un término que tiene presencia desde una edad temprana, puede que no se tenga una conceptualización adecuada del mismo.

El divorcio se trata de una separación legal que llega a iniciarse por petición de alguno de los cónyuges, eliminando el vínculo matrimonial una vez se haya dictado sentencia judicial. No obstante, existen diversos tipos del mismo, así como procedimientos. Cómo se tramita un divorcio express, cómo se tramita un divorcio de mutuo acuerdo, así como el contencioso, se llegará a abordar de manera individual a lo largo de este artículo.

La petición de divorcio comienza a tener lugar una vez el cónyuge haga entrega del documento ante un tribunal, expresando por medio del mismo, el deseo por parte de la persona de poner fin al matrimonio. Se ha de notificar a la otra parte involucrada el comienzo del proceso de divorcio, para que así cada quien tenga conocimiento de lo que está próximo a enfrentar.

CONTENIDO EXPRESADO EN PETICIÓN DE DIVORCIO

En cuanto a la petición de divorcio, existen diversos requisitos que se deben cumplir para poder realizar este procedimiento de forma correcta:

 Requisitos

Los requisitos llegan a variar dependiendo del país en el que sea efectuado, pero generalmente constan de los siguientes puntos:

  1. Nombre y dirección de ambos cónyuges.
  2. Fecha y lugar donde se efectuó la unión matrimonial.
  3. En caso de haber hijos, identificación de los mismos.
  4. Prueba de que se ha vivido en el país donde se presenta la solicitud. En el caso español, al menos uno de ellos deberá residir en España.
  5. Razones por las que se quiere optar para este procedimiento legal.
  6. El solicitante debe de aclarar cómo querría resolver las finanzas, bienes, custodia de los hijos menores de edad (en caso de haberlos), visitas, y demás asuntos que tengan relación con el procedimiento legal.

Existencia de órdenes temporales

Además de lo anteriormente expuesto, la petición de divorcio puede pedir ciertas órdenes que tengan validez durante el procedimiento, siempre y cuando el tribunal las acepte considerándolas necesarias.

Pueden incluir lo siguiente:

  1. Nombre del cónyuge que tendrá la custodia física del hijo (en caso de haberlo).
  2. Días en que el cónyuge sin custodia podrá visitar al menor de edad.
  3. Estipulación del pago por pensión alimentaria.
  4. Pago de la manutención conyugal.
  5. Decisión sobre cuál cónyuge vivirá en la vivienda del matrimonio.
  6. Asuntos financieros, como el pago de cuentas.

Lugar a presentar la petición de divorcio.

Cada Estado tiene su respectiva ley a la hora de dónde presentar la petición de divorcio. En el caso español, el cónyuge solicitante deberá de presentarlo ante el Juzgado competente.

Notificación de la solicitud de divorcio.

Una vez presentada la solicitud, se ha de notificar a la otra parte que ya se ha dado inicio al procedimiento. Esto puede llegar a efectuarse a través del abogado de la parte solicitante, haciéndole entrega al otro cónyuge de forma legal. Debe efectuarse de manera correcta para que siga su curso de validez.

Obtener un abogado competente.

Ante estas situaciones es primordial contratar a un profesional del derecho, como bien sería un abogado especialista en Derecho de Familia. De esta manera, se tendrá seguridad de que todos los procesos se llevarán a cabo en búsqueda de obtener los mejores resultados posibles.

Hable con un abogado calificado.

Aunque estos artículos suelen ser de mucha ayuda para orientarse y tener una introducción al respecto, es necesario que encuentre ayuda profesional dónde puedan explicarle de manera más profunda todas las cuestiones legales que se llegarán a presentar.

CÓMO SE TRAMITA UN DIVORCIO DE MUTUO ACUERDO O EXPRESS

como se tramita un divorcio

El término de divorcio express fue incluido recientemente en la ley española, con el propósito de facilitar el proceso de divorcio, así como disminuir los costos y duración del tiempo.

Con anterioridad, solicitar la separación en España tomaba un curso un poco más denso. Principalmente, porque los cónyuges debían pasar por una separación judicial, la cual supone la suspensión de la vida en pareja pero no la legitimidad del matrimonio; es decir, siguen siendo marido y mujer.

Las causas de este procedimiento se fomentaban en:

  1. Abandono sin justificación del hogar, infidelidades, conducta injuriosa, violación de los deberes conyugales de forma reiterada.
  2. Violación grave de los deberes que se han de tener con los hijos comunes.
  3. Existencia de alcoholismo, toxicomanía, o perturbaciones mentales que dificulten la convivencia familiar.

No obstante, a pesar de no ser un requisito para proceder a la demanda de divorcio, la separación judicial sigue siendo figura autónoma en la legislación española, para solo aquellos casos donde los cónyuges no quieran proceder a romper la legitimidad matrimonial.

Es por ello que la existencia de este llamado divorcio express cuenta como una facilidad para aquellos quienes no presentes distinciones a la hora de acudir a esta solución, tramitándose de forma rápida y económica.

Requisitos para introducir el Divorcio Express.

  • ACUERDO CONYUGAL.

Es necesario y obligatorio que ambos interesados estén de acuerdo en participar en este procedimiento, así como también en las cláusulas que se estipulen en la solicitud. Si no llegase a presentarse este caso en concreto, se estaría desviando la situación hacia un divorcio contencioso.

  • TRES MESES DE MATRIMONIO.

Tres meses o más deben de transcurrir para poder meter la demanda, aunque el Código Civil español contempla algunas excepciones como lo son:

  1. Vida en riesgo.
  2. Integridad física.
  3. Libertad.
  4. Integridad moral.
  5. Indemnidad sexual del cónyuge que demanda o de los hijos del matrimonio.
  • CONVENIO REGULADOR.

Es indispensable que las partes dejen por escrito, a través de un Convenio Regulador, las decisiones concretadas con respecto a los siguientes puntos:

  1. El cuidado de los hijos menores bajo la patria potestad del padre y la madre, lo que llega a conocerse como los tipos de custodia existentes en España. Además, la duración de comunicación y estancia para el cónyuge que no viva con los menores.
  2. También el régimen de comunicación y estancia de los abuelos.
  3. A quién se le atribuye el uso de la vivienda familiar.
  4. Pensión alimentaria, en pro del bienestar de los hijos.
  5. Pensión compensatoria para el cónyuge cuya situación económica empeore a consecuencia del divorcio.
  6. Liquidación del régimen económico del matrimonio.

Considerando que existan hijos menores de edad involucrados, se recomienda informarse con relación a las diferentes custodias que existen en el país. Entre ellas podemos resaltar:

  1. Guardia y custodia individual.
  2. Guardia y custodia compartida.
  3. Guardia y custodia distribuida.
  4. Guardia y custodia por un tercero.

Todo esto tomando en cuenta que se debe velar, principalmente, por el cuidado del niño o niña, para así evitar traumas o problemas futuros que podría acarrear este cambio radical en la vida del individuo.

  • LUGAR DE RESIDENCIA.

Al menos uno de los cónyuges debe residir en España. Se preferiría que se tratara de ambos.

Costo monetario del divorcio express.

Una de las primeras preguntas a las que se suele someter el cónyuge es el precio que le puede llegar a costar la separación matrimonial. El costo puede llegar a variar dependiendo del tipo de divorcio que se trate, sabiendo que el divorcio contencioso resulta ser mucho más costoso por todos los procedimientos que conlleva, junto con la larga duración del mismo para finiquitar los detalles encontrados.

No obstante, el divorcio express o divorcio de mutuo acuerdo, es uno de los más económicos que se pueden llegar a conseguir en el mercado.

Existen dos formas para llevar a cabo este procedimiento:

  • MEDIANTE PROCEDIMIENTO JUDICIAL.

Se debe comparecer con la presencia de un abogado y representado por un Procurador. Ambos interesados pueden compartir la misma asistencia legal para así facilitar los costos, y dividirse los montos.

Los abogados tienen su respectivo honorario, que puede variar dependiendo de la dificultad a la que se enfrenten. No obstante, pueden llegar a ser negociados con el cliente; dentro del precio se estipulará la redacción del convenio regulador.

Este servicio puede llegar a tener un precio de 400 a 1.000 euros, aproximadamente.

El procurador, a parte, cobrará sus aranceles, que vendrían a estar circulando entre 120 y 200 euros.

De igual forma se incluye otro gasto, como lo es el poder notarial. Este varía entre los 40 y 60 euros. Sin embargo, este gasto se puede llegar a ahorrar si se opta por acudir al apoderamiento “apud-acta”, que debe considerar leer si se hallase interesado.

  • DIVORCIO ANTE NOTARIO A TRAVÉS DE ESCRITURA PÚBLICA.

La Ley de Jurisdicción voluntaria fue introducida, dando cavidad al divorcio notarial.

Para someterse a esta medida, no debe de haber hijos menores de edad o incapacitados en el matrimonio. En caso de haber algún hijo mayor de edad, este debe de comparecer ante Notario y firmar con sus padres, siempre y cuando las medidas a adoptar puedan llegar a afectarle.

También se debe asistir con un abogado, que como en el caso expuesto anteriormente, puede tratarse de uno solo para ambas partes.

El coste que pueda acarrear el otorgamiento de la escritura de divorcio no suele ser elevado. El notario cobra por arancel y suele tener un precio de 150 0 200 euros. Todo esto se mantendrá mientras que no haya que hacer liquidación del régimen económico del matrimonio.

CÓMO SE TRAMITA UN DIVORCIO CONTENCIOSO.

Uno de los que más tedioso se puede volver y estar repleto de tensiones emocionales, resulta ser el divorcio contencioso. Este se lleva a cabo al haber falta de acuerdo entre los cónyuges, por lo que resulta ser la única salida para solucionar los problemas entre ambos.

Antes de la reforma del Código Civil español, el divorcio era utilizado sólo como último recurso, existiendo una separación judicial previa (entre 1 y 5 años), donde no pudo haber reconciliación alguna. Actualmente este procedimiento ya no es efectuado, por lo que solo se ameritan 3 meses de haber pasado el matrimonio para solicitar la separación.

Los gastos, en esta clasificación, suelen ser mayores a los que se puedan presentar en un divorcio de mutuo acuerdo, podría haber presencia de conflictos entre la pareja, resultando así ser mucho más dramático y traumático para los niños.

Cómo solicitarlo.

La demanda será efectuada por una de las partes, indicando las medidas que deben llevarse con respecto a la custodia de los hijos menores de edad, pensión alimenticia y compensatoria, el régimen de visitas por parte del cónyuge sin la patria potestad, así como también quién hará uso de la vivienda conyugal. Todo esto se ha de incluir con la finalidad de que el Juez las establezca en la sentencia, una vez esté decretado el divorcio.

Es un procedimiento mucho más largo y costoso que el divorcio de mutuo acuerdo, llegando a durar de 8 a 12 meses, dependiendo también de dónde se tenga el domicilio conyugal.

Consta de obligatoriedad asistir al Juzgado cada uno de los cónyuges, con su respectivo abogado y representado por un Procurador.

Cabe señalar, que puede darse el caso de introducir una demanda contenciosa con el objetivo de presionar a la pareja, para así llegar al acuerdo que la parte solicitante mejor le parezca. Es allí cuando los abogados deben negociar, evidenciando de esta manera lo necesario que es contar con el recurso profesional.

Proceso de mediación.

El proceso de mediación resulta ser un método con el fin de resolver las controversias que puedan existir entre las partes. Muchas veces se suele recomendar acudir a un mediador antes de dar inicio al divorcio contencioso, para así evitar acudir ante un Juez.

El mediador se caracterizará por ser imparcial, guiando de esta manera el proceso, comunicación, y así se pueda llegar a algún acuerdo sin la existencia de discusiones. De esta forma, se fomenta a las partes a admirar el punto de vista de cada uno, entender la situación que se le es ajena, y establecer soluciones.

Si se llegase a concretar la mediación, el mediador se encargará de redactar un acuerdo donde se especificará lo pactado. No tiene carácter de obligatoriedad ante los tribunales, por lo que su cumplimiento será a disposición de las partes. Es por ello que, una vez efectuada la mediación, se acuda a un abogado quien lo transformará a un convenio regulador. Así se dará lugar a un proceso de divorcio de mutuo acuerdo.

Pasos a efectuar.

  1. Se debe tener toda la documentación necesaria para presentar la demanda de divorcio.
  2. El otro cónyuge debe de responder a la demanda realizada, con un plazo de solo 20 días. Precisará de un abogado y procurador.
  3. Hora y día estipulado para que las dos partes se dirijan al Juzgado en una vista o juicio oral.
  4. Acudir a la hora y día en que se especificó. En caso de haber menores de edad o incapaces involucrados, ha de hacerlo también el Ministerio Fiscal.
  5. Se dictará sentencia por parte del Juez, reconociendo así el divorcio contencioso y las medidas establecidas en el mismo.
  6. Si una de las partes está en desacuerdo, podrá optar por la apelación ante la Audiencia Provincial.

Documentos necesarios.

  1. Certificación de matrimonio.
  2. En caso de haber hijos, certificado de nacimiento.
  3. Escritura pública de Poder General para Pleitos.
  4. Certificación de empadronamiento o residencia conyugal.
  5. Propuesta de Convenio Regulador, firmado por las dos partes.
  6. El cónyuge que solicite medidas patrimoniales, debe presentar documentos para evaluar su situación financiera.

Pasar del divorcio contencioso a uno de mutuo acuerdo.

Si durante el proceso en que se meta la demanda de divorcio contencioso las partes llegasen a alcanzar un pacto, es posible transformarlo a un divorcio de mutuo acuerdo, siempre que se presente ante el Juzgado un convenio regulador.

De igual forma, podría darse el caso de estar ante un divorcio de mutuo acuerdo a pasar a uno del tipo contencioso, archivando así el procedimiento e iniciando uno de la otra categoría.

Reconciliación.

Una reconciliación de la pareja es posible que llegue a darse incluso si ya se está llevando a cabo el proceso de divorcio. Puede llegar a eliminarse esta acción, siempre que se le comunique al Juzgado. En caso de que llegó a darse luego de haber salido el decreto de divorcio, prevalecerá este, no teniendo efectos legales la reconciliación. No obstante, la pareja podrá llegar a efectuar unión matrimonial si así lo desea.

CONCLUSIÓN

El proceso de divorcio, como se evidenció, no es algo simple de llevar, pues acarrea consecuencias económicas y emocionales. Es por ello que es de importancia contar con ayuda profesional calificada, para ahorrar problemas futuros e intentar finalizar el procedimiento de la mejor forma posible.

(Visited 62 times, 1 visits today)
Categorías España

Deja un comentario